domingo, 1 de agosto de 2010

Hong Kong

Cuando voy a ciudades nuevas, suelo estar encantada.
Me suele impresionar el sitio, las nuevas costumbres, la arquitectura, la gente...

Eso no me ha pasado con Hong Kong.
Supongo que eso es normal también, y que no es sano esperar que a uno le guste todo, pero me ha cogido por sorpresa.

Hong Kong se divide en 4 zonas:
  • Hong Kong Island, el centro financiero pero tambien donde hay edificios mas antiguos.
  • Kowloon, el centro comercial y donde todo el mundo va de compras.
    Nuestro hotel estaba en esta zona, que unos amigos nos habian recomendado.
  • Las islas, que parecen ser la zona más bonita pero estan más lejos y es mas dificil llegar desde el aeropuerto (pero dicen que genial si tienes bastantes dias para visitarlas).
  • Nuevos Territorios, la zona tradicionalmente china, tambien más alejada del centro.
Creo que mi vista de Hong Kong tiene bastante que ver con la zona en la que estaba el hotel, más que nada porque era demasiado comercial. Y a mi no me gusta ir de compras. Si tengo que ir voy, pero no lo veo como un hobby.
Hong Kong esta 100% orientado al consumismo, grandes carteles anunciando los ultimos relojes y perfumes por todos lados, los nuevos bolsos de Louis Vuitton o la mega-cámara de Canon.

La escasez de espacio es notable, asi que construyen hacia arriba.
Viven en grandes edificios de 50-70 plantas, los centros comerciales y restaurantes son accessibles con ascensores... toda la construcción es hacia arriba.
No hemos visto muchos parques o zonas donde relajarse al sol, y hay una inmensidad de gente por la calle. A todas horas.

Tecnológicamente, están muy avanzados. El transporte publico es alucinante y eficiente.
Pero los contrastes son chocantes.
Mientras parte de la ciudad está orientada a las compras y a centros comerciales alucinantes, al lado hay una gran cantidad de edificios cochombrosos que parece que se vayan a desmontar en un segundo.
Asistentes comerciales en Chanel se codean con recogedores de cartones, a s
ólo unos metros.

Eso si, si no eres tiquismiquis comiendo, Hong Kong presenta muchas opciones.
Los fideos chinos y la bolleria son su especialidad, el pescado es excelente y a buen precio.
Paul lo vi
ó más dificil, para encontrar algo que le gustara.

Lo que más me gustó fue Hong Kong Island, donde habia un mercado de comida (pescado y verduras) y me interesó ver cómo presentan los productos locales.

Os pongo fotos pronto.