viernes, 24 de abril de 2009

La llegada de visitas

Hace unas 5 semanas recibimos una llamada de un primo de Paul, que vive al otro lado de Australia (en Perth).

El caso es que Paul y su primo no se conocen muy bien (los padres son hermanastros y no han tenido mucho trato creciendo), por lo tanto la llamada nos sorprendio un poco. Yo le he visto en 3 ocasiones y la verdad es que me ha parecido siempre un chico majete y asi, pero digamos que como es mucho más joven tampoco tenemos mucho en común. Tiene un poco pintilla, con un montón de tatuajes y piercings, y a primera vista igual asusta un poco – pero la verdad es que un buen chaval, aunque no le conozco mucho.

Nos llamó hace 5 semanas, preguntándonos si podia pasar un par de semanas en casa, porque queria encontrar trabajo en Melbourne.Dijo que se llegaria en 3 semanas, y que pensaba estarse unos dias.
Nosotros le dijimos que en principio no habia problema, y que si queria, podia estarse hasta 2 semanas porque los padres de Paul llegarian a finales de Abril y necesitabamos la habitacion.

El plan era: el primo llega en 2 semanas, se queda 2 semanas y luego llegan los padres de Paul.

El plan cambió cuando el primo decidió presentarse a los 3 dias despues de la llamada.

Y pasaron 2 semanas – y el primo todavia no habia encontrado trabajo o sitio donde quedarse.
Y 2 semanas mas, y el primo parecia haber olvidado que llegaban los padres de Paul – asi que le tuvimos que recordar ayer que se tiene que ir. Ha encontrado trabajo y sitio para quedarse, pero nos ha costado unos empujones.

He aprendido algunas cosas en este mes.
Estoy, antes que nada, sorprendidisima del estrés que esta situación ha causado en casa.

  • Las visitas son bienvenidas, pero nunca más de 1 semana. Solo tiempo extra para personas muy muy cercanas (un buen amigo/familiar cercano).
  • Uno no debe asumir que los visitantes saben que deben contribuir a los gastos domésticos después de unos días. Algunos visitantes, simplemente no lo saben y se comen tus cereales, tus filetes de ternera y se beben tu leche, pero no piensan en pasarse por la tienda para comprar un par de cosas.
  • Uno no debe asumir que los visitantes vayan a contribuir a las tareas domésticas después de unos días. Algunos visitantes, simplemente esperan a que les laves la ropa, les busques trabajo, saques la basura todas las noches, y friegues los platos cada dia, por eso los dejan sucios en la mesa.
  • Uno no debe asumir que los visitantes van a acordarse de llevarse las llaves cuando salgan. Algunos visitantes, simplemente asumen que te pueden despertar a las tantas de la noche cuando lleguen del trabajo, para abrirles la puerta.
  • Uno no debe asumir que los visitantes saben cuando dejarte tiempo libre con tu pareja o con tu television. Simplemente se sientan en el sofá cada noche, se rien del programa que estás viendo y cuando vas a fregar los platos, cambian el canal porque "ese programa era ridiculo". Y cuando tienes una discusión con tu pareja, deciden ponerse de su lado.
  • Uno no debe asumir que los visitantes te devolverán la llave de casa cuando se vayan. Simplemente se la llevan, y tu te quedas sin llave de repuesto.
Y sin ninguna mala intencion por parte del primo.
Que conste. Un chaval con buen corazón.
Me cae bien el primo, que conste - y ahora que se ha ido, me va a caer mejor (seguro).

Simplemente. He aprendido que es mejor hablar antes de que sea tarde. Porque si lo dejas muy tarde, estas tan cabreado que no puedes ni hablar.

9 comments:

Anónimo dijo...

ostras que bueno....!!! yo he vivido una situación muy similar y no lo podias explicar mejor, me alegro de que hayas "solucionado" el problema jeje. Un saludo

JAL dijo...

Silvia... estaba pensando en ir a buscar trabajo a Melbourne...

mir dijo...

jajaja, un post boníssim!

menudo jeta el primo!

EDUARD dijo...

Ostras, sí, situación totalmente incómoda. Lo bueno del caso es que cuando dices dos semanas, no parece mucho, pero después, está claro que dan mucho de sí.

La Miriya dijo...

Tranki...
el dia que me decida ir a Melbourne, me traere mi neverita con comida y bebida e ire a lavar la ropa al rio, jajajaja

Anónimo dijo...

Hello Silvia!
I'm Jeffry, the Paul's cousin...
Last week I forgot my dirty underpants under the bed. I will pass to gather them the next week and I will remain a few days with you...
I hope that you can stand.

Regards,

Jeffry

PD: already you know that I am charmed with the beer Heineken and the olives with anchovies...



JAJAJAJAJA
r.r.r.

Anónimo dijo...

Jeffry!
Si quieres venir por Barcelona... Miriam y yo tenemos una habitación vacía... pásate unos días... que serás bienvenido!

jejeje

Ada dijo...

jajajjjjajjjj!!!! Silvia, este no lo publiques, que es un mensajito spexiali for iu. Es que estoy ahora en el trabajo y me estoy muriendo de la riiiisa!!! Has acabado requemá, no? No me extraña. Bueno, ánimo que si todo va bien las próximas en instalarnos 1 mes en vuestra casa seremos Judit y yo.
Ah, tranquila, que nosotras somos limpitas, colaboramos en las tareas domésticas y nos reímos de las mismas tonterías que tú, así que no te cambiaríamos de canal a la primera de cambio... jejejjeejj!!
Aish, neni, que ya falta tan poquito para vernos....
Me encantó chatear el otro día contigo en el FB.
Ailoviuuuu sou mach!! ;-)

Anónimo dijo...

Sí hombre! a mi casa no viene Jeffry ni "harta vino" (con acento andaluz). JAJAJA!! Muy bueno el post! Y muy buenos los comments!! Silvia, cuanto éxito tu blog!! a la que escribes una entrada con un poco de chismorreo... jajaja.. así somos las personas!!!

un besito,
msf